¿Se suicidan los animales?

¿Se suicidan los animales? ¿Es solo una conducta humana? Hablemos de ello…

El tema de hoy, sin duda es controvertido. Existen todo tipo de opiniones al respecto, pero por ahora la ciencia no lo termina de aclarar. Bien, expongamos el tema para poder formarnos una opinión al respecto.

Empezamos.

¿Se suicidan los animales?

¿Se suicidan los animales?

Por todos es sabido que los animales padecen trastornos mentales y anomalías conductuales igual que nosotros.

Concretamente conocemos que el estrés y las depresiones, son factores determinantes que contribuyen al suicidio en los humanos. Pero ¿y en los animales?

Lo que también tenemos claro es que varias conductas que pensábamos eran solo humanas, se han visto en otros animales.

Y la pregunta es:

¿Existe el suicidio entre estos comportamientos? ¿Se suicidan los animales a propósito?

Te explico.

¿Conocéis el caso de los lemmings de Noruega que se tiraban al vacío en masa?

Portada de “White Wildeness”. Imagen: Disney.
Los leminos (Lemmini) o lemmings.
Los leminos o lemmings. Imagen: Wikipedia.org

Es un mito muy curioso basado en un documental.

Allá por el año 1958, a los estudios Disney se les ocurrió hacer un documental llamado White Wilderness. Bien, pues en dicho film aparecen un gran número de estos roedores saltando “a lo kamikaze” de un acantilado en Noruega, al océano ártico. Una locura vamos, se suicidaban.

Pero la idea de “suicidio colectivo animal” caló hondo en la sociedad. Historias como esta, son las que han generado la idea general de que los animales se suicidan. Bueno, tiempo después se supo que toda la grabación fue un montaje (Y es que estos de Disney…).

Pero el caso es que esta conducta es real y muchos Lemmings lo hacen! ¿Por qué?

La ciencia ahora sabe que este comportamiento es consecuencia de una alta población de la especie, que migran en grupo al mismo tiempo.

Estos animales tienen la costumbre de salir todos juntos en búsqueda de alimentos. Y se juntan cientos. Y ¿qué pasa? pues que en época de escasez de alimentos, esta especie tiene que migrar a otras zonas, y lo hacen de manera tenaz y siguiendo unos a otros hasta el punto de que si por el camino se encuentran una curva angosta y pronunciada de su camino, que rodea un desfiladero, hace que la fuerza y empuje del grupo provoca que varios lemmings caigan por el lado del desfiladero.

El instinto gregario que les obliga a no separarse y el hambre pueden más. Es simple, triste pero simple; son sus conductas naturales de supervivencia y son así.


Más información al respecto…

Te recomiendo leas algo de esto:

Medio ambiente consciente: Hacer desde el ser, hacer con conciencia.En Defensa De Los Animales (Ensayo)El despertar de la conciencia: La neurociencia de las emociones primarias.


¿Y esos casos que todos hemos oído en los que al morir el dueño de un perro, este también lo hace poco después?

Uf!!!

Pues esta conducta puede deberse a la brusca ruptura de un fuerte lazo social, afirman los investigadores.

En ningún caso, los animales toman una decisión consciente de morir. Entonces ¿cómo se explica el tema?

Pues se ha investigado mucho el tema y los científicos han llegado a la conclusión con respecto al asuntoa, que algunos perros, les ocurre que se acostumbran tanto a su amo que ya no aceptan alimentos de otras personas. (si, esto a veces pasa)

Y este comportamiento, sumado al estrés y la ansiedad del animal al sufrir el drama, acaban con su vida.

Más información al respecto…

¿Puede el estrés alterar el comportamiento de un animal tanto para que pueda amenazar su integridad?

Orca en cautividad.

Todos recordamos el caso de la orca Morgan en el 2016. Las redes sociales de todo el país movieron un video acerca de la citada orca en loro Parque  de Tenerife, que apareció fuera del tanque por propia voluntad durante unos diez minutos. Se lió bien cuando el vídeo se hizo viral, los medios y opinión pública especularon acerca de un presunto suicidio. El caso no se aclaró; sigue habiendo diversidad de opiniones a favor y en contra.

Además Morgan no puede ser devuelto al medio, ya que está sordo y no duraría libre dos días.

Lo que está claro es que estos mamíferos marinos actúan de manera diferente en libertad y en cautividad. Normal, las condiciones de hábitat cambian bastante,

A veces estos espacios más pequeños no naturales generan estrés en orcas, y a la larga estereotipias.

Más información al respecto…

Libros de etología.

El Mono Desnudo. Desmond Morris.Tapa blanda, de Desmond Morris. EL ELEFANTE ESTREÑIDO. Tapa blanda – 2016, de Lopez Manuel . Introducción a la Ecología Comportamental. Un manual para el estudio del comportamiento animal Tapa blanda – 2010, de Kleber Del-Klaro.


¿Y las ballenas que varan en las costas?

Otros animales a menudo citados como intento de suicidio son las ballenas que varan en estado salvaje. Pues aún se desconoce por qué las ballenas hacen esto. Algunos investigadores hablan de la “hipótesis del líder enfermo”

Un cetáceo enfermo, para no ser presa fácil, busca seguridad cerca de la costa, y a veces, acaban varadas. Ya que, las ballenas son gregarias, otros individuos la imitan, o la siguen.

El caso es que tampoco parece ser un caso de suicidio intencionado.


Más información al respecto…

Comportamientos autodestructivos curiosos.

Cómeme gato, comemeeé!

Existen parásitos como el Toxoplasma gondii que infecta a los ratones y “apaga” su miedo natural como conducta de supervivencia! Como te lo cuento. El objetivo del “bicho” este es que el gato se alimente lo antes posible del  ratón sin miedo, para así poder prosperar y reproducirse.

También, un hongo parásito llamado Ophiocordyceps unilateralis es capaz de generar conductas no deseadas en las hormigas, literalmente las convierte en zombis. ¿Para? pues llevar al insecto a un lugar donde morir que sea adecuado para el hongo. Si, es flipante…

Y si no, muchas arañas que dejan que la prole se alimente de ella y se la coman viva y poco a poco. Si, se toman muy en serio eso de ser mamás.

Este tipo de conductas tampoco constituyen suicidio intencionado.

Más información al respecto…

Conclusiones…

Pues no está nada claro.

Lo que si que tenemos que saber todos es que los animales lloran, reconocen a los muertos de su grupo y sufren por ello. Pero no temen a la muerte como nosotros si no como un “miedo a situaciones peligrosas”.

El problema de todo esto es que no se me ocurre como podríamos comprobar estas conjeturas de forma científica y en un marco digno y ético.

A lo mejor es que somos los  únicos que comprendemos y hacemos frente a nuestra propia mortalidad, por nuestro gran nivel de autoconciencia.

Si lo pensáis, el hombre incita su propia mortalidad al suicidarse, pero ¿cómo puede hacerlo un animal si no sabe que tiene mortalidad? A mi, me parece que igual el suicidio intencionado es cosa de humanos; “pirados” pero humanos.

¿O no? Comenta si no estás de acuerdo o puedes aportar contenido. Así todos ganamos 🙂


Enlaces afines al tema:
Etología y conductas.

Lecturas recomendadas:

También los jabalíes se besan en la boca. Tapa blanda – 21 jun 2005 de Pilar Cristóbal. Los caballos no lloran de Alicia Monter Algueró. ¿Tenemos Suficiente Inteligencia Para Entender La Inteligencia De Los Animales? Tapa blanda – 5 abr 2016, de Frans de Waa.


Y por supuesto, encontrarás lo mejor en nuestros grupos:
Cuidadores  en Facebook
Enriquecimiento ambiental en Facebook y G+
Y en nuestras redes: Facebook  /  G+  / Twitter

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Licencia de Creative CommonsContenido de libre uso siempre y cuando se cite al autor y blog.


Facebooktwittergoogle_pluslinkedin

Deja un comentario